Lo quieras reconocer o no, compramos con la emoción.

 

marketing emocionalHoy te voy a hablar sobre la Inteligencia Emocional y el papel tan importante que juega a la hora de vender y a la hora de comprar, porque ya sabemos todos que en la decisión de compra priman los sentimientos frente al lado racional.

 

Para utilizarla bien, hay que seguir los siguientes pasos:

1.- Lo primerísimo de todo, percibir las emociones.  Tienes que detectar y descubrir qué emociones despierta tu marca en tus clientes.

¿Cómo hacerlo?  Pues con todo lo que tenemos hoy en día a nuestro alcance, lo más fácil son las redes sociales o entregar un pequeño cuestionario a tus clientes nada más realizar el acto de venta, que es el momento más caliente y en el que más sinceros somos todos.

Escuchar, observar y pensar es la mejor de las maneras para saber la emoción que tu marca despierta entre tus clientes.

 

2.-  El segundo paso es entender las emociones, todo eso que hemos descubierto en el primer paso ahora toca darle forma, entenderlo.  Ojo con esta fase porque puede haber varias emociones, una la que se despierta cuando se entra en la web y la otra la de cuando ya por fin tienes el producto en tus manos.  Es necesario que lo pienses bien para conseguir entenderlas y poder pasar al tercer paso.

 

3.-  Ahora que ya sabemos cuáles son las emociones, toca darle forma, ¿no crees?  Pues eso, una vez que ya sabemos lo que sienten las personas con nuestra marca, toca darles forma para llegar a más personas y para ello juega un papel fundamental el copywriting para que al final se queden con nosotros y no se vayan a la competencia.

 

marketing emocional4.-  Para terminar, hay que repasar muy bien todo lo que llevamos escrito, volver al punto uno para dejarnos claras otra vez en nuestra cabeza cuáles son las emociones, ver en lo que hemos escrito si realmente esa sensación es la que despierta, si motiva a las personas que entren a quedarse ahí, con nuestra marca, que se sientan impactados y cómodos en nuestro lugar, igual que en una tienda física, es lo mismo pero virtual.

 

Ahora te toca a ti pensar en todo esto, en cuál es la impresión que quieres crear en quien entre en tus sitios o te da lo mismo, ahí solo decides tú, obviamente cada uno lleva su negocio como quiere pero si lo aprecias y aprecias a la gente, dales motivos para estar ahí contigo y que merezca la pena gastar el dinero que tanto cuesta ganar.

 

Beatriz copywriter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *